JESUCRISTO ES DIOS… EL MURIO POR MI!

noviembre 11, 2009

Todas las cosas importantes, grandes y maravillosas en la vida tienen un origen muy especial. En esta serie hemos visto que tan especial es lo que creemos y de la manera en como estas creenciasCLAVADO EN LA CRUZ nacen. Hasta ahora hemos visto que nuestra convicción en Dios tiene bases solidas, que la Biblia es un libro con todas las credenciales necesarias para pasar cualquier prueba sobre su Verdad como la Palabra de Dios. Esta vez, veremos que en nuestras convicciones cristianas tenemos una que es (digo yo en lo personal) la más importante, grande y maravillosa en toda la historia del Cristianismo. Esa convicción es que: “Jesucristo es Dios-Hijo, el Señor y Salvador del mundo… El murió por , por ti y por todos!”

Decía al principio que todas las cosas importantes, grandes y maravillosas en la vida tienen un origen muy especial y cuando decía esto me refería muy específicamente a esta convicción y base de nuestra fe cristiana. El hecho que Jesucristo es Dios. El origen de esta convicción no nace con el deseo de nosotros de querer un Dios amoroso que nos ayude o un Salvador para después de la muerte. Más bien esta convicción tan vital para la vida cristiana nace del mismo corazón del que lleva el título en la convicción, de Jesús. Dios prometió en el Génesis 3:15 que EL habría de rehacer las cosas que nosotros los humanos habíamos destruidos con la desobediencia. Fue en el jardín donde Dios le dijo a Eva que de ella saldría la simiente que pondría enemistad con la serpiente. Ni Eva ni Adán sabían a qué específicamente Dios se refirió, pero lo más probable para ellos es que fuera uno de sus hijos el que cumpliría esta profecía/promesa. Sin embargo, no fue así como sucedió. No solo nació Caín sino también Abel y con sus vidas no hubo más que un pleito que termino en muerte y más maldición.

Que o quien sería la respuesta de la profecía de Dios? Que sería lo que en realidad pasaría una vez que se cumpla esa profecía? Como saber que esa primera profecía se ha cumplido? Si estas no fueron las preguntas de Adán y Eva o tal vez de todos aquellos que supieron de tal profecía, entonces sinceramente te digo que habría sido las mías. Como te dije hay cosas tan maravillosas que tienen orígenes increíbles. Tal vez te preguntaras: “Como es que esta primera profecía de la que hablo es tan especial? Si el origen de esta profecía fDIOS QUE SIEMPRE HABLAue por que el Ser Humano peco, porque es tan maravillosa esta profecía?” La Biblia nos habla que Dios no se quedo callado una vez que soltó esa profecía/promesa de su corazón, más bien Dios entendió que el Ser Humano no es capaz de entender con totalidad los pensamientos suyos y por lo tanto la Biblia nos declara como Dios siguió revelándole a la humanidad sobre su plan, luego que el Ser Humano pecara contra EL.

Luego la Biblia nos dice como Dios le revelo a un profeta más sobre esa imagen de Génesis. Dios le dijo al profeta Isaías: “Por tanto, el Señor mismo os dará señal: He aquí que la virgen concebirá, y dará a luz un hijo, y llamará su nombre Emmanuel (Dios con nosotros).” (Isaías 7:14). Wow! Dios ahora le dice a la humanidad que el niño o la simiente vendría de una virgen, bueno al menos ahora sabemos un poco mas de esta primera profecía. Pero como Dios sigue conociendo la limitación del Ser Humano, Dios les hablo a las personas desde el Génesis hasta el último libro del Antiguo Testamento que es Malaquías, sobre este niño. En una ocasión Dios revelo que tal niño seria, su propio Hijo (Salmo 2:7)… Aunque todos somos de alguna manera hijos de Dios, este Hijo de Dios parecía tener cualidades que nosotros por muy amados que fuéramos no las tenemos. Otra vez, muy atrás en Génesis dice que en su nombre (en el nombre del de la simiente de Eva) ese niño bendeciría todo el mundo (Génesis 22:18). Una de sus tareas especiales es que de entre todos los profetas de Dios este sería el más grande pues su mensajes sería el más claro y directo a todos nosotros (Deuteronomio 18:18). No solo eso sino que también seria el Sacerdote con el rango más grande entre todos (Salmos 110:4). Y hasta de Rey le haría el tal prometido (Samos 2:6).

CHEKEA ESTE VIDEO

No quiero alargar más la ilustración bíblica y me iré al grano con el punto clave de todo esto. Esa promesa/profecía es que el niño que Eva y Adán tanto esperaron era Jesús de Nazaret. El Profeta que tanto esperaron los mismos profetas era Jesús. El Rey que tanto esperaron los judíos era Jesús. Y el Salvador y Señor de todos que tanto anhelaron, soñaron y esperaron con tantas ansias era  YESHUA HA-MASHIACH (JESUS EL MESIAS).

(Descarga aquí la comparación de cada una de estas profecías entre el Antiguo Testamento y el Nuevo: PROFECIA LA BIBLIA Y JESUS)

No solo se hablo del nacimiento de Jesús en el Antiguo Testamento, sino también de su ministerio, de sus palabras, de sus milagros, de su personalidad, de su posición con Dios-Padre, de su cruel, espantosa y desgarradora muerte en la cruz, de su resurrección, de su ascensión y hasta de su Segunda Venida. Jesús esta en todo el Antiguo Testamento es como un código de barra que solo cuando se escanea se sabe lo que tiene. Bueno, llego el tiempo en cuando ese código de barra se escaneo y todos supimos que contenido tenía el paquete. Salvación y Vida en Abundancia.

Para todos los escépticos de nuestro mundo hay más pruebas que Jesús es quien dijo ser. Muchos pueden decir: “Ahh! Eso fue pura coincidencia de la vida, esas profecías se cumplieron no porque se dijeron hace muchos miles de años, sino que ocurrió TODO por pura casualidad!”… bueno para estos que sostienen tal posición, el Matemático Peter Stoner publico un libro (La Ciencia Habla-Science Speaks) donde con mucho empeño y orden matemático moderno cálculo cuales serian las probabilidades para que solo 8 profecías de las más de 400 profecías que existen sobre Jesús se cumplieran.

Dice Stoner: “encontramos que la oportunidad de que cualquier hombre que pudiera haber vivido hasta el momento actual y de que hubiera cumplido todas las ocho profecías es de 1 en 1017.” O sea, el equivalente de una (1) oportunidad en 100.000.000.000.000.000. Para podernos ayudar a comprender esta asombrosa probabilidad, Stoner la ilustra suponiendo que si “tomamos 1017 monedas de dólar de plata y las colocamos en el estado de Texas: éstas cubrirían todo el estado hasta sesenta y dos centímetros de profundidad.”

“Ahora, marque una de estas monedas y revuelva a fondo la masa completa de éstas en todo el estado. Cúbrale los ojos a un hombre y dígale que puede viajar por todo Texas y tan lejos como desee pero que debe escoger de entre todas las monedas la moneda marcada inicialmente. ¿Qué oportunidad tendrá este hombre de escoger la moneda marcada? Exactamente la misma posibilidad que los profetas hubieran tenido al escribir estas ocho profecías y hacer que estas se cumplieran en cualquier hombre.”

Stoner considera las 48 profecías y dice: “encontramos que la oportunidad de que cualquier hombre pudiera hacer cumplir todas las 48 profecías es de 1 en 10157, o lo que es equivalente:

100.000.000.000.000.000.000.000.000.000.000.000.000.000.000.000.000.
000.000.000.000.000.000.000.000.000.000.000.000.000.000.000.000.000.
000.000.000.000.000.000.000.000.000.000.000.000.000.000.000.000.000.

Mejor dejemos hasta allí la matemática, porque a muchos no nos gusta y sería mejor concluir que definitivamente el cumplimiento de todas estas profecías en Jesús no fue mera coincidencia sino mas bien la Mente Maestra de Dios en acción.

Que sacamos de todo esto? Bueno lo mejor que podemos concluir de todo esto que Jesús es el Señor. Juan 3:16 nos dice claramente el propósito por el cual Dios envió a su Hijo a la tierra, para que nadie se pierda, más bien tenga vida eterna. Dios hizo a su Hijo pecado para que nosotros escapáramos de la furia de Dios contra el pecado (2 CorMAS HUELLAS. 5:21). Si Dios hizo el proceso para llegar a la tan especial revelación de Jesús, entonces debemos de considerar ese amor de Dios hacia nosotros. Si solo tomamos esta información sobre Jesús como el Salvador pero no como el Señor, cometemos un error. Debemos seguirlo sin condición alguna pues EL es Dios y así se lo merece (Mateo 16:24). Si Jesús es nuestro Señor debemos guardar su Palabra y obedecerle (Juan 8:51). El transformara tus malos hábitos si le permites que te enseñe como, EL te dará amor para que des amor, EL te sanara de adentro hacia afuera, EL te conectara con las relaciones que son mejor para ti, EL sabe tus planes, EL quiere caminar contigo donde más difícil te es pasar y finalmente EL te honra como su hijo el día que tu alma lo necesité! SIGUE A JESUS!

Entonces, con todo lo que hemos visto hasta ahora podemos decir que Jesús es Dios-Hijo, Señor y Salvador del mundo. Por lo tanto puedes tener la convicción y afirmarla confiadamente diciendo así:

Jesucristo es Dios-Hijo, el Señor y Salvador del mundo… El murió por , por ti y por todos!

Puedes descargar el Power Point de esta lección(JESUS ES DIOS… EL MURIO POR MI), junto con una lista mas de convicciones cristianas (LISTA ADICIONAL DE CONVICCIONES) aquí y te recomendamos que estudies mas nuestros cursos de “ABCDE” para que puedas conocer más a profundidad cada convicción cristiana!

Esperamos que esta serie te haya sido de mucho provecho y que te haya hecho desear saber más sobre las verdades de la Palabra de Dios.

Sigue  nuestra nueva serie: “Los Milagros de Jesús!”

Que Dios te siga bendiciendo y nunca te olvides que estamos…

REDIMIENDO EL TIEMPO!